categories
Actus de Cambo

Novedades

Novedades
Todas las novedades

Fotografía de Productos: Las Claves Que Te Llevarán A Mejorar Tus Fotos

Nitidez, perfección y cero saturación. Para lograr una buena fotografía de producto, es necesario conocer bien de cerca estas técnicas, aplicarlas y alcanzar el éxito en tus promociones y ventas. 

La fotografía es un arte ejemplar, el cual lleva a cabo una serie de técnicas que nos une cada vez más al universo del séptimo arte. 

Pero la fotografía también es parte del sector comercial, porque con ella mostramos al mundo esos artículos que deseamos promocionar, por lo que es indispensable aprender las claves que nos hará mejorar el resultado de una buena fotografía de producto. 

Fondo, luz, manejo de las sombras, buena elección de ubicación, ambiente concatenado al producto en sí, el ángulo justo, son algunas de las características a considerar a la hora de hacer una fotografía de producto. 

En Bach-Import conocemos técnicas que te ayudarán a mejorar tus fotografías comerciales. También podrás trabajar de manera más rápida y más profesional, porque afilarás esa perspectiva e intuición nata que ya vienes aplicando en tu trabajo.

¿Deseas mejorar tus fotos comerciales? Presta atención a lo que traemos para ti.

 

Buena Observación

El primer paso es tener en cuenta que nuestro objetivo esté totalmente limpio, sin aditivos, sucio, polvo, o características parecidas. ¿Y cuál es nuestro objetivo? 

El producto, el protagonista de toda esta historia.  Y es por eso que debemos observarlo bien para no tener que interrumpir la sesión fotográfica al descubrir después imperfecciones que tenga encima.

Tampoco queremos cometer el típico error de darnos cuenta de cualquier imperfecto ya en el proceso de edición y tengamos que empezar de nuevo.

Evitemos cualquier momento frustrante con la buena observación, y tampoco perdamos tiempo y dinero.  

Para que esto no ocurra desde el principio puedes utilizar un Spray de aire comprimido que nos ayudan con esta tarea tan importante. 

Otro de los pasos siguientes sería pensar si vamos a necesitar algún efecto especial o decoración para nuestra fotografía de producto. Por ejemplo, para la fotografía de cocina puedes utilizar efecto de humo para hacer ver que la comida está caliente o que se está cocinando.

 

Escenario

Elegir bien el lugar donde fotografiamos nuestro producto es algo obligatorio. Sin embargo, en ocasiones pensamos que algunas ubicaciones son ideales, gracias a nuestra percepción; pero finalizamos cambiándolas de un momento a otro, o buscando elementos de estudio que nos ayuden a aprovechar el viaje (si nos trasladamos a exteriores) o el traslado (si contratamos algún escenario interno). 

El no quedarse con un escenario ya definido acarrea una serie de cosas que tenemos que considerar y de las que hablaremos más adelante. 

Entonces, para elegir bien la ubicación, es necesario hacer pruebas de cámara, balanceo, tomar algunas fotografías con el producto, y así ir definiendo si el sitio es adecuado o no; por supuesto, siempre satisfaciendo la necesidad del cliente o el objetivo a alcanzar con la venta del artículo. 

La demanda del producto dependerá mucho de si se logra con él una buena fotografía.  

 

Fondo

Siempre, a la hora de tomar una fotografía del producto, se debe tener en cuenta el fondo del mismo y esto es algo importante que añadir, puesto que un buen fondo puede hacer que tus fotografías queden más profesionales. 

Pero, ¿qué fondo podemos elegir? El fondo neutro es el más aconsejable, porque hará resaltar los atributos físicos del artículo. 

Hay dos tipos de fondos neutros: negro y blanco, y lo mejor es que con estos colores podremos jugar con la luz y las sombras de infinitas maneras y en la edición tal vez logremos alcanzar un nivel de creatividad gracias a la elección neutral del fondo.   

 

Luz

La iluminación en una fotografía de producto es esencial para lograr capturar ese artículo dentro de una imagen que se vea profesional y lo muestre en toda su esencia. 

Para jugar con la iluminación no es necesario tener una serie de equipos técnicos, tampoco tener el producto exclusivamente frente a un fondo neutro, porque la luz natural es buen recurso (si el lugar lo permite) 

Sin embargo, si usas el fondo blanco, puedes utilizar elementos que aíslen o permitan la entrada de luz en tu propio estudio. Si por el contrario deseas utilizar flashes o cualquier tipo de luz artificial, lo mejor es aplicar estas variantes y técnicas con fondo negro. 

Las lonas de foami negro son más útiles que el vinilo, puesto que éste último suele absorber los enfoques de luz y no es eso lo que deseamos. Necesitaremos rebotar la luz, no saturar el producto.  

Ahora, la luz natural es la ideal, esa que puedes obtener desde una ventana abierta, la colocación de los productos en alguna parte de un balcón (por citar un ejemplo), o simplemente saliendo por completo a ubicar una ubicación perfecta que se pueda mezclar con la utilización del artículo. 

En Bach-Import disponemos de todo el equipo de iluminación que puede ser utilizado tanto en estudio como en exteriores. 

Trípode

Para lograr una buena fotografía de producto, no solo es necesario dónde estará colocado el producto; también es importante la base o soporte de la cámara. Un buen trípode logrará un mejor encuadre y en Bach-Import ofrecemos diferentes tipos de trípode que pueden servirte para tu dispositivo.  

 

Balanceo

Como fotógrafos, sabemos lo molesta que es la saturación de luz sobre nuestro objetivo. Y en este mundo de la fotografía de producto, nos tocará trabajar del mismo producto tanto en interiores como en exteriores y generalmente, las sesiones se efectúan un mismo día. 

Para no saturar cuando salimos, u oscurecer cuándo entramos, lo mejor es balancear nuestra cámara. 

Al realizar el balance de blancos, podremos dar lectura a nuestra lente de la mera realidad de nuestro objetivo. Con esto, podemos tener como resultado una imagen nítida, sea cual sea el escenario.  

 

Técnica manual

Esto tiene mucho que ver con las varias pruebas que realizarás hasta lograr esa fotografía de producto perfecta. 

Por lo tanto, con cámara en trípode y el producto ubicado frente al fondo ideal y la iluminación establecida, aconsejamos configurar la cámara en modo manual, ya que con esto irás finiquitando, gracias a las diferentes perspectivas, planos y encuadres, la profundidad de campo, y eliminarás cualquier imperfección, como ruido en la imagen, desenfoque, saturación, entre otras.   

 

Lente

Por supuesto, para ayudarnos a llegar a niveles más profesionales, lo puedes lograr con un lente de buena calidad que ayude a que cualquier técnica fotográfica haga su magia. 

Elige la lente que más se ajuste a tu propósito.

 

Edición

Y si hablamos de magia, no descartes la edición de las fotografías de producto. Todo lo que no se logra en estudio, se perfecciona con el programa de edición. 

Si has tomado fotografías impecables y nítidas, con buena iluminación y fondos adecuados, los detalles en edición serán mínimos. 

Sin embargo, siempre y en todo momento es necesario pasar nuestras fotografías por el proceso de edición.

 En Bach-Import estamos seguros que con estas técnicas, todos los artículos retratados, alcanzarán el éxito en tu trabajo con producto.